Search
viernes 22 septiembre 2017
  • :
  • :

Brindando equilibrio a nuestros hijos con aceites naturales

Por Mariana Falcón

¿Has notado que cuando se terminan las vacaciones y todos en casa regresan a la rutina, al día a día entre trabajo, escuela y casa, los hijos suelen tener cambios en su forma de ser y por ende afectar la armonía familiar?

Esto pasa debido a que el tiempo en que disfrutan de sus vacaciones no se les da seguimiento a las obligaciones y al continuar con la mayoría de las actividades que día a día realizan; es por eso, que al inicio del ciclo escolar vemos una actitud renuente que afecta a quienes los rodean. Sin embargo, hoy en día se ofrecen un sinfín de terapias y productos naturales  que se pueden usar y trabajar con los niños para romper estas actitudes.

Como cada inicio de ciclo escolar, los padres de familia se preparan para que nada falte y que los hijos tenga un excelente regreso a clases, pero además de esto, se pueden preparar para que desde que salen de casa y durante su estadía en la escuela tengan un mejor rendimiento escolar. Es importante notar los cambios en nuestros hijos y acercarnos a un experto de Young Living para que nos oriente en el uso de los aceites esenciales, como alternativa los cuales pueden emplearse para crear una mejor armonía en los hijos y mejor rendimiento escolar.

Es por eso que entrevistamos a Nora Martínez promotora de Young Living, quien gracias a una experiencia personal, conoció estos aceites naturales que le brindaron una solución ante un malestar de su pequeño.

Se ha observado que los aceites se pueden usar en chicos y grandes. “No es posible que nuestros hijos a tan corta edad ya se encuentran bajo un estrés y pierdan el sueño, que constantemente estén de mal humor o estén distraídos” menciona Nora Martínez. Es por eso que se encuentra que los aceites pueden brindar  una tranquilidad y  usarse también como analgésicos, además de un sinfín de usos más que se han descubierto conforme evoluciona el uso de los aceites en la vida de las personas.

La recomendación de utilizar aceites esenciales ha aumentado poco a poco dentro de la sociedad. Gracias a sus innumerables propiedades que penetran el cuerpo y se extienden por todo el organismo, llevan el bienestar y sus propiedades a todos los rincones del cuerpo. Los aceites esenciales son sustancias que se encuentran en diferentes tejidos vegetales, que contienen numerosos compuestos químicos naturales, y se pueden utilizar como remedio en una gran variedad de situaciones, desde la aromaterapia hasta la cosmética.

Es importante notar los cambios de comportamiento en nuestros hijos y acercarnos a un experto de Young Living para que nos oriente en el uso de los aceites, como alternativa hacia los problemas que se presenten. Hoy en día existe una gran variedad de aceites que pueden tratar la ansiedad y el estrés; ayudar a la concentración, mejorar el rendimiento escolar, ayudar a la memoria, equilibrar la energía, crear armonía, subir el sistema inmunológico e higiene, entre otros beneficios. Los aceites no  manchan, entonces se pueden poner atrás de las orejas o en algunas partes del cuerpo para que el niño pueda inhalarlo y lograr una estabilidad emocional eficaz aún estando fuera de casa.

“Es importante ver esto como una alternativa de vida más saludable, un complemento a nuestro cuidado físico y emocional” finaliza Nora Martínez.

 

Los beneficios de usar aceites esenciales:

  • Ayudan con las emociones
  • Sirven como repelente para plagas (piojos)
  • Brindan un apoyo en el área emocional
  • Brindan apoyo para una armonía en casa y escuela