Search
domingo 22 octubre 2017
  • :
  • :

EN EL TINTERO

JESSICA ROSALES

PANISTAS AL RESCATE

Tras evidenciar los errores cometidos en la campaña del PAN rumbo a la gubernatura de Coahuila, Arnulfo Favila ahora es blanco de señalamientos que buscan desacreditar sus revelaciones.
El primero de ellos es el contrato que tiene desde hace meses como proveedor del Instituto Electoral. Es importante decir que En el tintero nunca fuimos ajenos a esta información, precisamente por eso tomó importancia la actuación que pretendían emprender en contra del OPLE.
El 10 de noviembre de 2016 compartimos la columna “El árbitro en problemas” que incluye una carta de un particular en donde advertía de acciones en contra del Instituto, mismas que se estarían realizando desde el Congreso de la Unión. Fraude, abuso de confianza y simulación de actos jurídicos eran algunos de los señalamientos en contra de Gabriela de León Farías. La estrategia estaba planteada para efectuarse desde la posición de Luis Fernando Salazar y/o la suplente, pero nunca se llevó a cabo.
Y preguntamos: ¿Si desde entonces tenían elementos para señalar al Instituto, por qué fue hasta el domingo 4 de junio, cuando el PAN y su candidato daban por perdida la elección, que denunciaron irregularidades? ─A Luis Fernando Salazar le dejó de importar Coahuila cuando no fue el candidato─, respondió Favila hace algunos días.
Por tratarse de una estrategia política se pidió el anonimato pero hoy la fuente solicita hacer pública su identidad. El autor de la información que publicamos hace 8 meses es el propio Arnulfo Favila, quien aconsejó a Memo de llevar a cabo dichas acciones, pero éste nunca lo escuchó.
Ahora que Arnulfo señala que nada se puede hacer, que no hay elementos para anular la elección y que el PAN perdió la oportunidad de la alternancia, además de traidor los panistas lo acusan de ser una persona con negro pasado.
Lo que nadie puede negar es que, desde hace 9 años, Favila y Memo son grandes amigos o lo eran hasta hace unos días. Incluso el reconocido periodista Jesús R. Cedillo lo describe en una de sus prestigiadas editoriales como el operador político del candidato del PAN a la Gubernatura en Saltillo en 2010, pues era el vínculo entre el lagunero y algunos medios de comunicación.
Algunos seguidores de Memo han intentado rescatar al excandidato desacreditando a este personaje sin darse cuenta que lo estarían hundiendo más, porque si Arnulfo tiene esos antecedentes, entonces, ¿Memo quería gobernar por segunda ocasión rodeado de personajes con dudosa reputación? Conste que no lo digo yo, es lo han puesto sobre la mesa los propios “azulillos”.