Agentes de EU interrogan a bebé de tres meses… ¡sospechoso de terrorismo!

Un bebé de tres meses de edad fue interrogado por agentes estadunidenses bajo la sospecha de que estuviera involucrado en actividades terroristas, según publicó el periódico Excélsior en su sitio web.

El problema fue que el abuelo del pequeño Harvey Kenyon-Cairns llenó erróneamente la forma de su solicitud de visa.

Paul Kenyon contestó de manera afirmativa a la pregunta ‘¿Pretende participar o ha participado alguna vez en actividades terroristas, espionaje, sabotaje o genocidio?’, por lo que su nieto recibió un citatorio de la Embajada de Estados Unidos en Londres.

“No puedo creer que no se dieran cuenta de que se trataba de un auténtico error y que un bebé de tres meses no podría hacerle daño a nadie”, contó el abuelo de Harvey a la prensa local.

Pese a que las autoridades norteamericanas comprobaron que el bebé no representaba una amenaza para su país, el trámite de la concesión de la visa se prolongó más de lo previsto, por lo que la familia perdió el vuelo.

“Harvey se comportó de manera ejemplar en la entrevista y ni siquiera lloró una sola vez”, comentó su abuelo.

“Evidentemente nunca ha estado involucrado en genocidio o espionaje, pero sí ha saboteado varios pañales durante su vida”, bromeó.

El error del abuelo Paul le costó a la familia poco más de 70 mil pesos debido al cargo extra por reprogramar los boletos. (EXCÉLSIOR)