Catón deja “en la calle” a ex empleada

Luego de 16 años ininterrumpidos laborando como locutora para la estación Radio Concierto, repentinamente, y de forma unilateral, Nancy Salas Carmona fue despedida de ahí en agosto del año pasado, sin recibir la liquidación que por Ley le corresponde. Esa estación radiofónica, que se supone es de corte cultural sin fines de lucro, pero que en realidad opera como un próspero negocio, es propiedad del reconocido periodista saltillense, Armando Fuentes Aguirre, más conocido por su apodo, Catón.

En entrevista con EL HERALDO, Nancy señala que además del despido injustificado y sin liquidación, ella fue víctima de otras irregularidades que contravienen la legislación laboral vigente, ya que no fue afiliada en el IMSS sino hasta un año después de haber sido contratada; además, los administradores de la estación afirman que tenía un sueldo considerablemente menor al que ella ganaba, y desde que fue despedida, ha sufrido actos de intimidación por parte del administrador de la estación, un yerno de Catón de nombre Rafael.

Nancy recuerda que en agosto de 2016, luego de 16 años de laborar en Radio Concierto, un día repentinamente fue citada en la oficina del administrador, quien le notificó que a partir de ese día ya no requerían de sus servicios. En ese momento, le extendió un cheque como pago por la última semana que había laborado ahí, el cual ella firmó de recibido, pero una vez que le pidió firmar también por su liquidación, mostrándole una cantidad que ella consideró que no era la correcta debido a sus años de servicio y al sueldo que ella percibía, se negó a recibir éste pago y a firmar la renuncia como Rafael se lo solicitaba.

Ante esta situación, optó por presentar una denuncia por despido injustificado ante la Junta Especial Número Veinticinco de la Federal de Conciliación y Arbitraje, denuncia  que en éste momento sigue su cauce; sin embargo, una vez que presentó la citada denuncia, se dio cuenta que en Radio Concierto no la dieron de alta en el IMSS en el año 2000, cuando ella comenzó a trabajar, sino hasta un año después; además, los administradores de la estación, cuya razón social es Cultura en Saltillo A.C, pretenden pagarle su indemnización con un sueldo mucho menor al que ella ganaba.

Nancy señala además que tanto el administrador, como la abogada que lleva el asunto ante la Junta Especial Número Veinticinco de la Federal de Conciliación y Arbitraje, la han pretendido intimidar al negarse ella a aceptar la liquidación que le ofrecen para que se desista del caso, diciéndole que esos casos tardan mucho en resolverse, y que seguramente al final va a recibir mucho menos dinero.

Nancy, madre de dos hijos, uno en la universidad y otra en secundaria, se encuentra actualmente desempleada, y considera injusto que al ser Radio Concierto un negocio altamente lucrativo, pese a ser una Asociación Civil sin fines de lucro, se nieguen a pagarle a ella lo que por ley le corresponde. (EL HERALDO)