Search
Jueves 23 Febrero 2017
  • :
  • :

La OIM preocupada por los migrantes ante el invierno en Europa

la-oim

 

La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) expresó su preocupación por los miles de migrantes y solicitantes de asilo que se enfrentan a las condiciones invernales que azotan Europa y el Mediterráneo Oriental.

Este mes, estas regiones han sido afectadas por algunas de las nevadas y temperaturas heladas más fuertes en años.

La OIM se enteró de decenas de muertes, incluidos migrantes recién llegados en ciudades como Roma y otros en tránsito en los Balcanes, debido a la exposición a temperaturas bajo cero grados centígrados en el continente. En Líbano, dos refugiados sirios fallecieron atrapados en la nieve al cruzar las montañas.

La agencia de la ONU también se percató de 100 incidentes de tiendas de campaña que colapsaron en asentamientos improvisados para refugiados en Líbano.

Además, la OIM expresó su preocupación ante el clima extremo en las Islas Griegas donde se encuentran 15.500 migrantes y solicitantes de asilo refugiados en campamentos, incluidos muchos en lugares que han sido afectados esta semana por nevadas.

Alrededor de 6.000 refugiados sirios en Turquía se encuentran en condiciones inadecuadas para enfrentar el invierno en los refugios, mientras que otras 7.500 personas están varadas en Serbia viviendo en alojamientos sin una protección adecuada contra el invierno.

La OIM indicó que la situación migratoria en Europa continúa en todas las estaciones y en todas las condiciones climáticas y las personas más afectadas de la cadena migratoria siguen siendo los propios migrantes, especialmente las familias vulnerables con niños.

“Después de 2016, un año en el que más de 5.000 migrantes murieron al intentar alcanzar Europa de manera segura, es imperativo que el mundo responda a los peligros expuestos por estas condiciones climáticas extremas con ayuda alimentaria, refugios y otros recursos en el corto y largo plazo”, afirmó William Lacy Swing, Director General de la OIM. (CINU)

Comenta aquí este artículo:

comentarios