Search
domingo 22 octubre 2017
  • :
  • :

Pide AMEVER más apoyo de familiares a invidentes para que puedan salir adelante

img_1309

Una mínima parte de las personas invidentes que habitan en Saltillo recibe el apoyo de sus familiares para que puedan rehabilitarse y aprender cosas útiles que les permitan salir adelante, pues por temor o afán de sobreprotección, se les impide salir de sus casas para buscar este tipo de apoyos, lo que les crea inseguridad y limita sus posibilidades de tener una mejor calidad de vida.

Lo anterior fue dado a conocer por la encargada del área de capacitación de la Asociación Mexicana de Enfermedades Visuales y Estudios de la Retina AC (AMEVER), Luz María Ramos, quien dijo que en esa agrupación son atendidas actualmente cerca de 80 personas totalmente ciegas o débiles visuales, lo que representa un porcentaje muy pequeño si se toma en cuenta que de acuerdo con el  último censo del INEGI, existen en Saltillo mil 250 personas en esa condición.

Mencionó que en muchos casos, las personas con discapacidad visual se enfrentan a una depresión que les hace sentir que ya perdieron todo y que la vida jamás será igual, por lo que no se permiten la oportunidad de disfrutarla nuevamente con el resto de sus sentidos.

Otros más, dijo, logran recuperarse de esa etapa y buscan la manera de reincorporarse a una vida lo más normal posible, pero se encuentran con que por temor sus familiares se lo impiden.

“La gente con discapacidad visual  que acude aquí para recibir apoyo es un porcentaje bajo a comparación de la que realmente hay, sin embargo estamos durante todo el año esperando a quienes deseen capacitarse, tenemos las materias que son obligatorias para que puedan rehabilitarse, como son lectura y escritura braille, orientación y movilidad, actividades de la vida diaria y activación física”, dijo la entrevistada.

“Ya teniendo estos cursos obligatorios se pueden seguir tomando otros cursos más que son opcionales, como son computación, inglés, música, danza entre otros. Se acercan dependiendo muchas veces del estado de ánimo, pero aquí les hacemos el hincapié a los familiares de que tampoco los traigan obligados, sino que vengan por su propia decisión, y en caso de que así sea, les den el apoyo necesario”, agregó. (ÁNGEL AGUILAR)